Recordar Personas del Pasado sin que Duelan

No es fácil recordar sin que duela, que moleste o que cree un sin fin de pensamientos fuertes. Pero hay formas que podemos mejorar.

La costumbre es la forma más fácil de atarnos a las personas, y salir de ello, es la principal alternativa, para cambiar nuestras vidas. Toda persona acostumbrada a algo, no cambia eso por otra cosa de una vez.

Recordar el pasado sin que duela.

Cambiemos

Salir de nuestra zona de confort, también mejora el autoestima para afrontar el tema, algo diferente puede dar los cambios que se estén necesitando.

Pensemos en que esa persona no es la única, en que así como esa persona existe, otra también puede, este punto más adelante en nuestras vidas, será más fácil tomarlo en cuenta, porque así pensaremos en un después.

Trata de hacer cosas diferentes, todo es bueno y positivo si así lo empezamos a ver, se sobreentiende, que los recuerdos son más fuertes que la voluntad de cambiar de una persona, pero hacer cosas distintas, como hacer ejercicio para cambiar nuestra vida, son cosas muy positivas a un mediano plazo.

¿Si tengo recuerdos muy fuertes que no debo hacer?

Aveces los recuerdos no son tan buenos, aveces es el odio, la irá o traición por la cual dejamos de estar con alguien. En algunos casos, es este circulo tóxico, del odio, ira y enfado, los que ocasionan los recuerdos. Porque siempre pensamos "el porque todo cambio". Perdona la traición y sentirás libertad de cambio.

Nunca nos adelantemos a darle oportunidades a otra persona si convivimos con malos recuerdos, porque le intoxicaremos con el tema. Complicaríamos todo más cuando los recuerdos salgan a flote. Estar con alguien y con recuerdos de otra persona, es ir poco a poco acabando la relación.

No le demos tantas vueltas al asunto, no seas egoístas con nuestras vidas, porque allí degradaremos nuestra salud física y mental. Para ello, lo mejor es salir de la rutina.